contador gratuito
Mujer de Elite
 
Recetas    
Trucos    
Noticias    
Calculadoras    
Facebook MujerdeElite Twitter MujerdeElite Google+ MujerdeElite
  |  
  |  

Consejos para reducir volumen antes del verano

Por:
Consejos para reducir volumen antes del verano
Gtres

Todavía estás a tiempo de comenzar el verano con un par de tallas menos. Pon en práctica estos consejos y verás los resultados.

Con la llegada del buen tiempo, a todos nos asustan esos kilitos que nos sobran pero antes de ponernos en marcha con la llamada “operación bikini” debemos tener en cuenta que recurrir a las dietas rápidas es siempre un error, pues su efecto rebote consigue agravar aún más los problemas de sobrepeso.

Aún estamos a tiempo de empezar el verano ¡¡con un par de tallas menos!! Lo conseguiremos siempre que nuestra dieta vaya enfocada a quemar las reservas de grasa de nuestro cuerpo y consiga mantener intacta nuestra musculatura para que nuestros propios músculos nos ayuden en la tarea de quemar la grasa de reserva.

Los dietistas de menudiet.es nos dan las pautas para reducir notablemente nuestro volumen corporal antes de la llegada del verano:

1. No olvides el desayuno

Es conocido que según las estadísticas las personas que no desayunan tienen mayor tendencia al sobrepeso.

Esta primera comida del día es especialmente importante para activar el metabolismo, mantener estables los niveles de azúcar en sangre y vencer la ansiedad a últimas horas del día. Es importante incluir lácteos desnatados, pan integral o cereales y fruta.

2. Hacer tomas ligeras a media mañana y en la merienda



Tenemos que tener en cuenta que cuando comemos nuestro metabolismo comienza a trabajar y esto conlleva un gasto de energía (calorías).
 Es por ello, que tomar alimentos muy ligeros entre horas como son frutas bajas en azúcares, yogures desnatados, queso fresco 0% o fiambre de pavo en cantidad moderada no sólo nos nutre ¡sino que conseguiremos restar calorías y con ello quemar las reservas de grasa!

3. Elige un menú adecuado

En las comidas, reduce el pan y limita las raciones de pastas, arroces y legumbres a 3 raciones/semana (una de cada uno de los alimentos citados) y opta el resto de días por platos a base de verduras y hortalizas como primeros platos. Éstos deben ir acompañados con un segundo plato a base de proteína ligera de buena calidad como son las carnes magras, pescados, mariscos y huevos.



En las cenas, evita los alimentos grasos y los hidratos de carbono como pan, azúcares, cereales, galletas, pastas, arroces y legumbres para evitar que se acumulen en forma de grasa durante las horas de sueño. Los menús más adecuados para las cenas constan de un primer plato a base de verduras y hortalizas y un segundo plato a base de pollo, pavo, pescado blanco, marisco o huevo.

4. Atiende a tus apetencias

Para conseguir éxito con la dieta quemagrasa la constancia es realmente importante. Para ello tenemos que encontrar la dieta que más se adapte a nuestros gustos, incluir variedad de recetas ligeras pero sabrosas y permitirnos ciertos caprichos ocasionalmente que nos permitan romper la monotonía y seguir fuertes ante nuestro reto.

Para conseguir este equilibrio sin truncar nuestro objetivo, es recomendable apoyarse en el dietista para que sea él quien marque los límites.

5. Combina ejercicio cardiovascular con ejercicios de fuerza

Aumentar el gasto calórico de nuestro cuerpo a través del ejercicio físico no tiene que resultar una tarea tediosa. Para los amantes del deporte hay un sinfín de opciones como la natación, el aerobic, footing, etc.

Para aquellos a los que no les gusta el deporte, proponemos un plan sencillo de ejercicios:
  • Caminar a ritmo ligero (45 min) 3 días por semana.
  • Combinación de ejercicios estáticos (sentadillas, abdominales y brazos) en casa con ayuda de unas mancuernas y una alfombrilla. (30 min) 2 días por semana.

6. No descuides tu piel

Mantenernos hidratados consigue mejorar notablemente el aspecto y la firmeza de la piel, además previene la aparición de estrías. Algo tan sencillo como aplicarnos cada día una crema hidratante nos ayudará a enfrentarnos mejor al bañador.

Para combatir la celulitis y la piel de naranja se recomienda aplicar las cremas (bien sean hidratantes o anticelulíticas) tras una ducha con agua fresquita, masajeando enérgicamente la piel desde los tobillos hasta las caderas. De este modo conseguiremos mejorar la circulación, el drenaje y la retención de líquidos mejorando notablemente el aspecto de la piel.

7. Toma líquidos

Muy relacionado con el punto anterior está la ingesta de líquidos que nos ayudará a mejorar la retención de líquidos y con ello, la antiestética hinchazón a nivel de rodillas y tobillos que tiende a aparecer en los meses de calor.

Si el objetivo es adelgazar es mejor huir de zumos de frutas que aportan azúcares simples, y optar por agua, infusiones fresquitas o heladas con sacarina e incluso refrescos sin azúcar (mejor sin gas).
Lo + Visto
SUSCRÍBETE A MdE
Recibe las novedades de MujerdeElite en tu email...
Descubre MujerdeElite
En MujerdeElite encontrarás todas las novedades sobre famosos, belleza, cocina, dietas, hogar, moda, tendencias y los mejores trucos y consejos para la mujer actual.
Mujer de Elite
X

¿Te ha gustado este contenido?

No dejes de seguir a MujerdeElite