Ejercicios en la piscina: claves para un cuerpo 10

Ejercicios en la piscina: claves para un cuerpo 10

Logra tener el mejor cuerpo en el mejor gimnasio que existe: la piscina.

   20/5/2011 - 9:23 2m 34s
El agua es el mejor gimnasio que puedas encontrar. En la piscina estarás relajada, ya que masajeas a la vez que tonificas tu cuerpo, te olvidas de sudar, ya que en el agua no pasarás calor, acabarás con la celulitis y con las calorías. ¡No hay truco mejor para estar en forma!

Además, el agua tiene una ventaja sobre todo: la sensación de agotamiento es mucho menor y, si eres una de esas personas a las que le encanta pasar horas y horas en la piscina, con estos ejercicios te sentirás como pez en el agua, y nunca mejor dicho.

Con 20 ó 30 minutos al día tendrás más que suficiente para estar totalmente en forma, y en 15 días empezarás a notar los resultados, según aseguran algunos expertos.

Los ejercicios que puedes hacer son los siguientes:
  • Calentamiento: Ya lo sabes, siempre que hagas ejercicio debes calentar y estirar los músculos. Por ejemplo, nadar lentamente un poco podría ser un buen entrenamiento.
  • Camina bajo el agua: Haz lo mismo que si estuvieras en la superficie, pero debajo del agua. Te costará más que en el suelo, está claro, pero eso es por la presión. Lograrás quemar calorías y tonificar. Si haces pie, mejor: empieza andando a ritmo lento y poco a poco ve aumentándolo para que los músculos vayan haciendo fuerza cada vez más.
  • Flota haciendo fuerza: Dentro de la categoría ejercicios de fuerza, puedes intentar flotar de distintas maneras: por ejemplo, mantén las piernas flexionadas e intenta flotar haciendo movimientos circulares con los brazos; también puedes hacerlo al revés, eleva los brazos y flota realizando movimientos circulares con las piernas.
  • Movimientos con las piernas: puedes hacer el péndulo para ejercitar las distintas partes de las piernas. Así, poniendo los brazos rectos, puedes estirar y repetir el movimiento de las piernas: la rodilla, la pantorrilla o la cadera se verán beneficiadas con este movimiento.
  • Movimientos para los brazos: Colócate a la altura que el agua te llegue hasta los hombros aproximadamente. Extiende los brazos en cruz, por debajo del agua, y muévelos hacia delante hasta que se toquen las manos.
Estos son sólo algunos de los ejercicios que puedes hacer bajo el agua. Hay muchos más, así que no dudes en consultar con tu entrenador, que será quien mejor te pueda recomendar. Ante todo, recuerda estirar después del entrenamiento para evitar sufrir cualquier lesión.
Temas
SUSCRÍBETE Y SIGUE A MDE
Recibe las novedades de MujerdeElite: