Buscar

Consejos para adelgazar: entérate de los hábitos que engordan

En verano queremos estar estupendas: nos ponemos a dieta y empezamos a introducir en nuestra rutina diaria el ejercicio. El objetivo es adelgazar de una manera rápida y saludable. A veces conseguirlo es más sencillo de lo que parece y simplemente hay que saber cuáles son los hábitos que hay que evitar para no coger kilos. ¿Quieres conocer cuáles son? ¡te los contamos!

7m 55s
Publicidad
Gtres

Con la llegada de la época estival, nuestra rutina diaria cambia y muchas veces relajarnos demasiado hace que en vez de adelgazar (que es lo que nos proponemos), engordemos. Para que esto no ocurra, simplemente hay que cambiar algunos hábitos y evitar otros que lo único que hacen es aportarnos calorías. Si quieres descubrirlos y huir de ellos, ¡toma nota de qué es lo que no debes hacer!

Abusar de la sal

Recurrir al salero para dar sabor a tus comidas es un error. Seguramente algunas veces lo hayas cogido sin ni siquiera haber probado antes tus platos. A partir de ahora, cógele gusto a las especias: tienen una gran cantidad de sabores y son muy saludables. Si te ves incapaz de prescindir de la sal, es mejor que optes por la variedad marina que la común, te aportará yodo y dará energía a tus músculos.

No beber agua

El agua es el elixir de la eterna juventud: mantiene nuestro cuerpo hidratado y da elasticidad a la piel. Los especialistas recomiendan beber a diario entre 2 y 3 litros diarios. Ten siempre una botella a mano y ¡refréscate!

Excederse con los helados

Si eres adicta a los helados, te recomendamos que reduzcas su consumo y te empiecen a apasionar las frutas o gelatinas dietéticas. Son igual de frescas y te aportarán menos calorías.

Dejar mucho tiempo entre comida y comida

Si piensas que dejando mas tiempo entre comida y comida adelgazarás, estás equivocada. Es un error muy común pensar que saltándote el desayuno, la comida o la cena, adelgazarás más, sin embargo, solo conseguirías ralentizar tu metabolismo o acumular tanto apetito como para asaltar la nevera cuando tengas ocasión. Lo recomendable es fraccionar las comidas: los especialistas recomiendan hacer unas cinco-seis diarias. No olvides que un desayuno equilibrado y completo es recomendable e indispensable si quieres adelgazar, pues está comprobado que aquellas mujeres que no desayunan o solo toman un café pierden menos peso que aquellas que incluyen un desayuno abundante. Toma nota y conseguirás que aumente tu funcionamiento metabólico evitando acumular grasas.

No comer fruta

La fruta es salud. Debes acostumbrarte a tomar dos o tres piezas diarias y si son variadas, mejor: así conseguirás cargarte de vitaminas y de los minerales necesarios para tu organismo.

Endulzar el café

Gtres

Una cucharada en tu té o café puede convertirse en un aumento de peso. Si beberlos solos te resulta imposible, intenta probar con edulcorante: ¡no notarás la diferencia!

Aliñar en exceso la ensalada

No te pases con el aceite en la ensalada, con una cucharada por porción va más que bien. Prueba a introducir más elementos si lo que quieres es ganar sabor: prueba con el tomate o la cebolla.

Rechazar los vegetales

Si quieres mantener tu línea tendrás que hacerte amiga de las verduras y hortalizas. Te aportarán los minerales y vitaminas que tu organismo necesita y apenas contienen calorías. Acostúmbrate a tomarlas crudas o al vapor.

Ser enemiga de las verduras crudas

Las verduras crudas conservan todos sus nutrientes. Haz con ellas ensaladas, en aperitivos a modo de sabrosos crudités, o sírvelas como guarnición.

Gtres

Adorar los yogures y la leche enteros

Quizá te parezca una tonetería, pero cambiar el vaso de leche entero por uno de leche desnatada aportará el mismo calcio y menos cantidad calórica.

Abusar del alcohol

Las bebidas alcohólicas contienen calorías innecesarias que no aportan ningún tipo de nutriente para el organismo. Además tienen un alto contenido en azúcares y si las acompañamos de bebidas gaseosas harán que ganemos kilos y nos cueste más perderlos. Un vaso de vino para acompañar tus comidas no está mal, pero evita abusar de él y tu salud te lo agradecerá.

Elegir quesos curados

Los quesos duros son más grasos que los blandos. Introduce en tu dieta los segundos, son más frescos y más ligeros y además contienen tantos o más nutrientes que los primeros.

Gtres

Adorar la carne

No es aconsejable que tomes carne más de 3 veces por semana. Además el pescado aporta las mismas proteínas y contiene menos grasas: si eliges el pescado azul mejor que mejor. Te aconsejamos que a la hora de decidir qué carne comer, optes por el pollo o el pavo.

Improvisar las comidas

Sabemos que en verano el tiempo parece volar y además quieres disfrutarlo al máximo. Esto hace que llegue la hora de la comida y aún no tengas nada preparado, pero está comprobado que improvisar trae malos resultados. Si quieres adelgazar tendrás que tener en cuenta los alimentos más aconsejables para tu alimentación y recurrir a lo primero que tengas en la nevera no es la mejor forma de hacerlo.

Comer con ansiedad

La ansiedad es el peor enemigo de la delgadez. Prueba a tomar una taza de té o una cucharada de salvado de trigo antes de comer: harán que te sientas más llena y no tendrás esa necesidad de comer todo lo que se te presente en el plato. Es una manera excelente para impedir los atracones de hambre.

Comer muy rápido

Es común descubrir que un porcentaje importante de mujeres con algunos kilos de más comen muy deprisa, sin apenas apreciar el sabor de los alimentos. Suelen dedicar unos pocos minutos para comer, en los cuales ingieren una cantidad excesiva de alimento.

Para obtener los resultados deseados en una dieta es imprescindible imponerse un saludable ritmo pausado a la hora de comer. Sería ideal comer con total tranquilidad, sentada a la mesa, y nunca de pie o viendo la televisión.

Estas son las ventajas que obtendrás si comes despacio:

  1. Será más fácil sentirse saciada, ya que la sensación de saciedad se consigue cerca de 20 minutos después de iniciar la comida.
  2. Masticando adecuadamente los alimentos, se logrará que la digestión sea más ligera y se asimilarán mejor los nutrientes.
  3. Saborearás con mayor intensidad los alimentos y controlarás más fácilmente la cantidad de comida ingerida.

No quitar la piel al pollo

Reconocemos que la piel del pollo es exquisita, más si está horneada o crocante, pero esto es sinónimo de calorías y un exceso de grasas. Así que tendrás que ser fuerte y evitar comerla. Intenta retirar tanto la piel como la parte grasa de la carne antes de ingerirla.

Comer teniendo el estómago vacío

No debes permitir que tu estómago se sienta vacío, por lo menos no antes de disfrutar de una comida o cena. Te recomendamos que fracciones tus comidas y así impedirás las tentaciones o comer con ansiedad.

Fotolia

El sedentarismo

En verano apetece relajarse: tomar el sol en la playa o tumbarse a la bartola pero ¡ojo!, si tu objetivo es adelgazar, tendrás que evitar estar largos ratos en reposo. Cógele gusto a caminar, ahora que hace buen tiempo puedes disfrutar del aire libre dando un paseo.

Rechazar el ejercicio

El deporte es sinónimo de salud y se debe practicar de una manera rutinaria. Convertirlo en tu día a día hará que quemes calorías extra y tonificará tus músculos. Elige un deporte que te guste o anímate a practícalo en grupo con tu familia o amigos ¡será divertido!

Adelgazar en silencio

Cuando se tiene un objetivo es mejor compartirlo. Esto te ayuda a encontrar a más personas que buscan el mismo resultado. No intentes callar tu deseo de adelgazar, háblalo con tus amigas, seguro que más de una tiene el mismo propósito y juntas tendréis más constancia y fuerza para conseguirlo.

Toma nota de los hábitos de los que debes huir para conseguir una figura perfecta y lucha contra las calorías. Con un poco de paciencia y de tiempo verás los resultados y te beneficiarás, sintiéndote más a gusto contigo misma y eliminando esos kilos de más.

FOTOS

 
Ir a la foto Heidi Klum sabe qué es lo que hay que hacer para no engordar
Ir a la foto Anne Hathaway recurre a las ensaladas en verano
Ir a la foto Olivia Wilde se apunta a las verduras al vapor
Ir a la foto Charlize Theron: tupper de ensalada entre rodaje y rodaje

Heidi Klum sabe qué es lo que hay que hacer para no engordar

Foto Heidi Klum sabe qué es lo que hay que hacer para no engordar
Gtres

La modelo puede presumir de tener un cuerpo de escándalo: se sabe cuidar y de esta manera combate los kilos. Entre comida y comida, recurre a la fruta y así evita que el estómago esté vacío. ¡Seguiremos tu ejemplo, Heidi!

Anne Hathaway recurre a las ensaladas en verano

Foto Anne Hathaway recurre a las ensaladas en verano
Gtres

La actriz mantiene su figura porque evita siempre que puede las comidas copiosas y grasientas: prefiere las ensaladas.

Olivia Wilde se apunta a las verduras al vapor

Foto Olivia Wilde se apunta a las verduras al vapor
Gtres

La actriz no solo come verduras y ensaladas en verano, sino que lo hace también en invierno y de esta forma mantiene su cuerpo a punto durante todo el año.

Charlize Theron: tupper de ensalada entre rodaje y rodaje

Foto Charlize Theron: tupper de ensalada entre rodaje y rodaje
Gtres

La actriz lleva un ritmo de vida muy ajetreado pero sabe cómo cuidarse: evita las comidas calóricas y prefiere las ensaladas. ¡Está perfecta!

Temas relacionados  ››  
Publicidad