Buscar

Copia el look de Kate Moss

Copia el look de Kate Moss
Gtres
3m 47s

Mires dónde mires ahí lo ves: El factor Moss. La cara de la moda, el cuerpo deseado y un estilo cuestionado por el gran número de las mujeres adictas a las revistas de moda.

Kate Moss, ya ha encandilado a medio mundo femenino a la hora de vestir, es todo un mito para los medios de comunicación y sobretodo ahora, en la renovación de tu armario, pero...¿Cuál es su punto fuerte?

Sigue leyendo y lo descubrirás en menos del sorbo de un café como los de ella del mítico Starbucks.

SUS MARCAS PREFERIDAS


Topshop es su hit más chic. Ha sido durante años y continúa representando el icono del glamour de la firma. Los pomposos abrigos de pelo, con print animal han sido líder de ventas durante estas pasadas Navidades.

Los zapatos tipo masculino planos con cordón, las cuñas de esparto y cómo no, las sandalias de dedo, son sus aliados durante todo el año.

Las botas planas de ante con flecos hasta la rodilla, o de media cuña, ella las prefieres de Minnetonka.

HyM y Mango son sus marcas para todo tipo de camisetas de tirantes básicas y jerséis XL de pico, para darle un aire más desenfadado.

Los pantalones pitillo elásticos con mezcla legging son de la firma Balmain: Negro, tejano oscuro o claro y con un corte deshilachado para una tendencia más grunge.

Gas es sobretodo para las chaquetas estilo blazer; largas, con dos botones grandes y de textura brillante e impermeable.

Los accesorios, fulares, pulseras y colgantes largos son de Miu-miu excepto los bolsos tamaño XXL o diminutos que son de su propia marca: Longchamp.

Diseñados, y creados en cuanto a la extrema idea de ella: Charol, piel, y con pequeños remates o candados como cierre.

SE DECANTA POR LOOKS SENCILLOS

Su look para el corte de pelo, la fenómena Kate, siempre se ha mantenido cauta y fiel al estilo clásico; media melena, reflejos rubios y peinada con la raya en medio.

Pocas veces la hemos visto maquillada, excepto para algunas campañas de publicidad para Roberto Cavalli, o para el fotógrafo de moda, Mario Testino. Que más que una modelo ella para él es, su musa.

Ella huye del maquillaje y se decanta por el nude. Unicamente realza sus ojos con eyeliner negro de Mac, y máscara de pestañas para aportar más volumen a su felina mirada.

Ya después de este breve análisis, si pensabas viajar para visitar la ciudad de Londres para darte un respiro, y de paso recorrerte cada una de sus tiendas en la búsqueda de la vestimenta de esta top... Descártalo. Pues este último paso, las shops de la más in, las puedes encontrar en tu ciudad natal, y encima no te exige tirar mucho de tu tarjeta. Great!

FOTOS

 
Ir a la foto Kate Moss de paseo por Londres
Ir a la foto Kate Moss de compras por Londres
Ir a la foto Kate Moss en la presentación de su fragancia
Ir a la foto Kate Moss en el aeropuerto de Heathrow
Ir a la foto Kate Moss saliendo por Londres
Ir a la foto Kate Moss entrando en el aeropuerto londinense

Kate Moss de paseo por Londres

Foto Kate Moss de paseo por Londres
Gtres

La modelo salió a dar un paseo por Londres con un look casual y un bolso XL.

Kate Moss de compras por Londres

Foto Kate Moss de compras por Londres
Gtres

Con unos tacones de infarto y un modelito muy elegante salió el pasado 2 de noviembre a hacer unas compras.

Kate Moss en la presentación de su fragancia

Foto Kate Moss en la presentación de su fragancia
Gtres

Durante la presentación a los medios de su propia fragancia, la modelo presumió de figura con este ajustado y elegante conjunto.

Kate Moss en el aeropuerto de Heathrow

Foto Kate Moss en el aeropuerto de Heathrow
Gtres

Para volar, Kate prefiere la ropa ancha y cómoda, aunque siempre con estilo.

Kate Moss saliendo por Londres

Foto Kate Moss saliendo por Londres
Gtres

Para salir con sus amigos por la noche, Kate prefiere lucir piernas con pantalones pitillo y conjuntarlo con una buena cazadora de cuero.

Kate Moss entrando en el aeropuerto londinense

Foto Kate Moss entrando en el aeropuerto londinense
Gtres

En el armario de Kate no faltan los abrigos de pieles para resguardarse del frío de Londres.