Kabbalah: los misterios de la religión que atrapa a las celebrities

15/10/2011

¿En qué consiste esta filosofía religiosa que tanto seduce a los famosos? ¿Por qué está de moda? ¿Qué celebrities ya se han apuntado? ¡Descúbrelo!

   15/10/2011 - 17:50 5m 1s
Religión, filosofía, ciencia, herramienta de conocimiento… resulta difícil encasillar o definir qué es la kabbalah y por qué cada vez más personas se sienten atraídas hacia este saber milenario cuyo origen se relaciona con la antigua tradición judía, concretamente con el sistema de interpretación de los libros sagrados y con los misterios contenidos en el Zóhar, el texto fundamental de la sabiduría kabalística.
El matrimonio Beckham y Ashton Kutcher y Demi Moore, seguidores de la Kabbalah
Pero ¿qué es? La kabbalah observa y estudia el universo, el equilibrio oculto pero presente en el cosmos, para aplicar, mediante una serie de técnicas aprendidas, esas leyes invisibles al propio desarrollo personal. Suena extraño pero no lo es tanto. Descubrir ese orden universal, entender el por qué y el para qué de todo lo que nos rodea, encontrar respuesta a los interrogantes más profundos que desde siempre se ha planteado el ser humano es una inquietud inherente al hombre.

La Kabbalah busca esas respuestas ofreciendo, a los que siguen sus enseñanzas, la posibilidad de abrir mente y espíritu para alcanzar, de manera progresiva, una mayor sabiduría que se traduzca en la energía positiva que cada persona necesita para desarrollar todo su potencial. Los principios kabalisticos básicos podrían resumirse en:

1. El Universo no es caótico. Al igual que existen leyes físicas, también las hay espirituales. La interrelación entre ambas produce equilibrio.

2. La kabbalah descubre y estudia las "llaves" para acceder y entender estas leyes y busca su aplicación en el propio desarrollo personal.

3. Las "técnicas" de la kabbalah (sus enseñanzas) han de practicarse en la vida cotidiana de manera que pueda eliminarse el caos y el sufrimiento que nos rodea hasta obtener la paz interior y la felicidad.

4. El objetivo final es la propia felicidad, basada en el equilibrio que se traduce en la mejora de nuestro entorno y del mundo.
Britney Spears y Madonna, fieles seguidoras de la Kabbalah

¿Por qué se sienten atraídos los famosos?

Madonna, que llegó a cambiar su nombre por el de Esther tras declararse seguidora de los principios kabalísticos, Demi Moore y su marido Ashton Kutcher (según dicen, mucho han tenido que ver las enseñanzas de la Kabbalah en esta relación), Britney Spears, David y Victoria Beckham, Naomi Campbell… son algunos de los personajes más conocidos que se han sentido atraídos por esta ciencia, filosofía o religión que ha desbancado entre los famosos a otras corrientes como la iglesia de la Cienciología, cuyo abanderado ha sido durante años el actor Tom Cruise.

Para muchos, este interés de las celebrities es un puro esnobismo, muy rentable, por otra parte, para los centros de kabbalah repartidos por todo el mundo; pero, según ha declarado Yehuda Berg, rabino responsable del Centro Internacional de Jerusalén, la Kabbalah atrae "porque funciona" y porque muchos famosos buscan algo verdadero y profundo que poco tiene que ver con el dinero, la fama o la vida de Hollywood.

Madonna ha asegurado que desde que acudió a la primera clase su vida ha cambiado de forma radical. La pulsera de hilo rojo que lleva en su muñeca izquierda es uno de los símbolos de los seguidores de la Kabbalah, que, según afirman, les transmite energía positiva y les protege frente a la negativa.

Implicación en causas benéficas, fuertes aportaciones económicas a determinados proyectos humanitarios, un cierto alejamiento de las fiestas y eventos más glamurosos, nuevas actividades como el hecho de dedicarse a la literatura infantil en el caso de la reina del pop, pueden ser algunos detalles que reflejan ese cambio vital de algunas conocidas estrellas (aunque hay casos "extraños", como el de Paris Hilton, que se confiesa seguidora de la Kabbalah aunque su búsqueda de la paz interior resulta muy particular).

Mick Jagger, Elizabeth Taylor o Donna Karan, comparten o han compartido este interés con personajes históricos como Einstein, Isaac Newton o el mismísimo Platón, porque, modas aparte, no hay que olvidar que la Kabbalah existe hace miles de años. La búsqueda de la felicidad, de la paz interior y del sentido de la vida es algo inherente a la persona, famosa o no, y debe ser cierto eso de que el dinero no lo es todo y no da la felicidad.

FOTOS

 
Ir a la foto Ashton Kutcher y Demi Moore, seguidores de la Kabbalah
Ir a la foto La Kabbalah conquista al matrimonio Beckham
Ir a la foto Madonna, fiel seguidora de la Kabbalah
Ir a la foto Britney Spears, seguidora de la Kabbalah
Ir a la foto Paris Hilton se confiesa seguidora de la Kabbalah
Ir a la foto Naomi Campbell, seguidora de la Kabbalah

Ashton Kutcher y Demi Moore, seguidores de la Kabbalah

Foto Ashton Kutcher y Demi Moore, seguidores de la Kabbalah
Gtres

Ashton Kutcher y Demi Moore han sido atraídos por la "Kabbalah".

La Kabbalah conquista al matrimonio Beckham

Foto La Kabbalah conquista al matrimonio Beckham
Gtres

David Beckham y su mujer, Victoria, seguidores de la "Kabbalah".

Madonna, fiel seguidora de la Kabbalah

Foto Madonna, fiel seguidora de la Kabbalah
Gtres

Madonna llegó a cambiar su nombre por el de Esther tras declararse seguidora de los principios kabalísticos.

Britney Spears, seguidora de la Kabbalah

Foto Britney Spears, seguidora de la Kabbalah
Gtres

Britney Spears es otra de las celebrities seguidoras de la "Kabbalah".

Paris Hilton se confiesa seguidora de la Kabbalah

Foto Paris Hilton se confiesa seguidora de la Kabbalah
Gtres

La heredera Paris Hilton se confiesa seguidora de la "Kabbalah".

Naomi Campbell, seguidora de la Kabbalah

Foto Naomi Campbell, seguidora de la Kabbalah
Gtres

La modelo Naomi Campbell, también es seguidora de la "Kabbalah".