Buscar

¿Problemas en los ojos como vista cansada, miopía? Síntomas, tratamientos... ¡Resuelve tus dudas!

Si te preocupa tu salud ocular te damos unos consejos para que cuides tus ojos y trates los problemas de visión más frecuentes entre la población, como la vista cansada o presbicia, la miopía o el síndrome del ojo seco.

5m 10s
Gtres

La salud ocular es algo muy importante para el bienestar aunque una elevada parte de la población padece alguna alteración.

La afectación más común es la presbicia, lo que conocemos como "vista cansada", y consiste en la pérdida de la capacidad para enfocar objetos cercanos. Se trata de un proceso natural del ojo debido al deterioro que sufre con la edad su lente natural, el cristalino, que se vuelve más rígido, por lo que pierde capacidad de enfoque. Es, por tanto, una situación por la que la mayoría de la población pasa al superar los 40 o 45 años, mostrando una alta prevalencia. A pesar de esta afección casi masiva, lo cierto es que el 55% de las personas mayores de esta edad desconocen el concepto de “presbicia” y aseguran que se trata de “no ver bien de cerca”.

Estos son los síntomas y posibles tratamientos para la vista cansada o presbicia:

  • Sensación de falta de luz cuando se lee. Es habitual que, aunque haya buena iluminación, las personas que empiezan a perder visión sientan que esta es insuficiente para realizar tareas cotidianas como leer. En concreto, el 78% de las personas mayores de 40 años con presbicia reconoce que siente dificultad para ver letras pequeñas.
  • Dolor de cabeza. Es uno de los principales síntomas ante cualquier problema de visión, pero en el caso de la presbicia se produce por el sobresfuerzo que debe realizar el ojo.
  • Fatiga visual. Este sobresfuerzo genera que los ojos se cansen más y más rápido. De hecho, el 21% de las personas con esta afección asegura que es uno de sus principales problemas.
  • Necesidad de alejar los objetos para verlos mejor. El tradicional gesto de alejar la pantalla del móvil es otro de los principales indicativos, y es que el 54% de las personas que la padecen suelen hacerlo para intentar mitigar la falta de elasticidad del cristalino y así ver mejor.

En cuanto a los métodos de corrección de la presbicia, según explican los oftalmólogos de Clínica Baviera, al ser un problema generado por la edad y que no se puede prevenir, es importante tomar medidas en cuanto se sientan los síntomas para evitar la incomodidad que este defecto visual genera. La opción más habitual es la del uso de gafas, empleada por 9 de cada 10 personas con presbicia, aunque también existen técnicas quirúrgicas muy efectivas para tratarla.

El procedimiento quirúrgico más común es la sustitución del cristalino envejecido por una lente intraocular multifocal que hará su función y que permite que el paciente pueda enfocar a varias distancias (lejana, intermedia y cercana) sin depender constantemente de las gafas de cerca.

Así, ante las diferentes opciones disponibles, las personas con presbicia o vista cansada podrán mejorar su calidad de vida. Eso sí, lo más importante, es siempre visitar al especialista que realizará un exhaustivo estudio oftalmológico para determinar que posible solución es más adecuada.

En las personas de más de 65 años la afección más común es el Síndrome del ojo seco y la Degeneración Macular Asociada a la Edad.

En los niños, lo más frecuente es la miopía y por eso es importante estar atentos para detectar síntomas que pueden significar que no ven bien. Algunos de los síntomas que pueden hacernos sospechar son, entre otros, el acercarse mucho al libro al leer o a la televisión, torcer o desviar un ojo, frotar o presionar habitualmente los ojos y por supuesto que no vean bien la pizarra o las proyecciones en el cole.

¿Gafas, lentillas, operación?

Una vez se ha detectado miopía en un paciente, es necesario llevar gafas. Aunque parezca que si te habitúas al uso de éstas la vista puede volverse vaga, no es cierto. Es necesario que las uses para ver correctamente, corregir completamente el problema y que tu ojo trabaje en las mejores condiciones posibles.

TheDoctors
Mucha gente está cansada de llevar gafas o por su trabajo u ocio diario les resulta incómodo. Pero... ¿Todo el mundo puede usar lentillas? La respuesta es no.

Las lentillas pueden usarse en función de la calidad de la película lagrimal, la superficie corneal y la curvatura de la superficie corneal. Existen casos en que la lentilla no se adapta y es más perjudicial que beneficioso utilizarlas.

También es importante una buena prescripción de la lentilla adecuada a cada persona, así como una buena higiene y mantenimiento por parte del usuario.

Existen algunos peligros en el uso de las lentillas si no se usa la indicada al paciente y a la patología. La higiene es importante, así como las siguientes medidas:

  • Las lentillas deben estar limpias.
  • Los recipientes que están en contacto con las lentillas, también.
  • Hay que utilizar los productos de higiene adecuados.
  • No llevar las lentillas más rato de las horas indicadas.
  • Según el tipo de lentilla, no utilizarlas en la playa ni en la piscina.
  • Ser constante y escrupuloso con el cumplimiento y el mantenimiento que las lentes requieren.

También es muy común tener la duda de si merece la pena operarse de miopía y si se verá perfectamente después. Habitualmente se corrige el 100% de la miopía, pero a veces hay otras alteraciones en el ojo que con la cirugía no se arreglan. Las dioptrías sí que se corregirán.

¡Cuida tus ojos y presume de tener una mirada perfecta y con glamour!

Temas relacionados  ››