Buscar

Aromaterapia para una noche de pasión

El sentido del olfato es especialmente sensible y poderoso. ¿Sabías que las esencias aromáticas son capaces de potenciar los sentidos y la sensualidad hasta límites desconocidos? Descubre las combinaciones de aceites esenciales que te asegurarán una intensa noche de pasión.

5m
Gtres
Son muchos los estímulos que llegan al cerebro a través del olfato sin que casi nos demos cuenta. El poder de los olores, su capacidad para evocar recuerdos o para producir sensaciones relajantes o estimulantes es algo que se conoce desde la antigüedad. Lo que hoy llamamos aromaterapia es el uso de determinadas fragancias para conseguir una reacción física y mental concreta.

Los aceites esenciales son la base de la aromaterapia. Se extraen de flores, árboles (corteza, raíz y hojas), hierbas, frutas… y como su nombre indica son la "esencia" de esa planta, donde se concentran todos sus principios activos y características propias. Algunas poseen propiedades relajantes y sedantes, otras ayudan a reactivar la circulación tonificando el organismo, siendo incluso beneficiosas para combatir determinadas dolencias y algunas, muy especiales, son capaces de dejar al descubierto nuestro lado más sensual, haciendo que la líbido despierte ante un determinado e irresistible aroma.

Son varios los ingredientes necesarios para crear el ambiente perfecto de una romántica velada: luces tenues y agradables, tal vez una suculenta cena, algo de música suave… y el complemento indispensable a todo ello es una fragancia que consiga que os sintáis a gusto, relajados y, poco a poco, irremediablemente atraídos mutuamente. Ese agradable olor que respiráis sin notarlo irá actuando en el cerebro, en el subconsciente, desplegando de manera sutil su poder estimulante y afrodisíaco, y provocando sensaciones difíciles de controlar.
Gtres
Entre los aromas más "poderosos" hay que destacar el aceite esencial de:

Jazmín

Perfecto para una velada que recuerde a "Las mil y una noches", esta delicada flor procedente de una planta trepadora de origen árabe posee un aroma intenso, persistente, con un toque dulce muy agradable. Muchos aseguran que es el olor más "femenino", el que más puede atraer a un hombre. Efecto relajante, envolvente y capaz de potenciar la sensualidad.

Canela

Huele tan bien como sabe. Al igual que resulta un excelente afrodisiaco natural a incluir en un postre especial, perfecto como final de una cena romántica, su aceite esencial desprende un olor cargado de sensualidad y rico en matices. Estimula el sistema circulatorio y despierta sensaciones placenteras en el cerebro. Como consecuencia, la líbido aparece en escena.

Jengibre

Tiene un olor fuerte, de potente efecto estimulante, capaz de elevar de manera imperceptible la temperatura corporal (y ambiental). Funciona como excelente antidepresivo, tonificando cuerpo y espíritu. Su particular aroma hace que resulte más agradable combinado con otros aceites como el de canela o lavanda (más suaves).

Sándalo

Originario de la India, se le atribuye la capacidad de atraer energías positivas y de proporcionar armonía y equilibrio espiritual. Excelente relajante que ayuda a abrir la mente y a eliminar barreras y prejuicios. Su aroma es fácilmente reconocible, intenso y muy sensual. Hace siglos, las mujeres de la India utilizaban las hojas de este árbol sagrado para perfumarse y atraer al sexo masculino.

Ylang Ylang

El aceite esencial de este árbol tropical tiene merecida fama de ser un potente afrodisiaco. Su olor dulce y suave combina genial con el jazmín, la esencia de rosas y el sándalo. Posee efectos relajantes capaces de hacer desaparecer la ansiedad y el estrés que en ocasiones dificultan las relaciones sexuales. Una vez eliminadas las tensiones, entra en juego otra de sus cualidades, su acción tonificante para que él "despierte" con energías renovadas.

Bergamota

Se usa desde la antigüedad para levantar el espíritu… y algo más. Su aroma cítrico combina genial con otros florales como el jazmín, lavanda o rosa.

Vainilla

Ya desde la antigua Grecia se le consideraba un potente afrodisiaco, con su fragancia envolvente que invita a dejarse llevar. Secreto de dioses para algunos, la esencia de vainilla desprende tranquilidad, familiaridad y un aroma que potencia los olores naturales, algo que hace despertar los instintos más básicos.
La Maleta Roja

¿Cómo usarlos?

Los aceites esenciales son poderosos concentrados naturales que deben usarse con cuidado. Pueden ser el complemento perfecto a una velada inolvidable, pero siempre aplicados con las debidas precauciones.
  • No debes usarlos directamente sobre tu piel. Un masaje relajante y a la vez tonificante puede dar paso a una noche de pasión, pero si ésta es tu idea, deberás diluir los aceites en una crema hidratante (neutra) o en un aceite base (de oliva, almendra, etc).
  • Ten en cuenta que son aromas intensos, súper concentrados, por lo que con unas gotas es suficiente.
  • Elige tu olor favorito, el más excitante, y utiliza por ejemplo una vela (con la fragancia incorporada, o una neutra a la que añadirás unas gotas de tu aceite esencial), un quemador (con una vela en su base y una superficie cóncava donde verterás el aceite), un difusor, unos saquitos de tela donde habrás dejado caer unas gotas del preciado elixir, etc.
  • Puedes también preparar un afrodisiaco baño de espuma, diluyendo unas gotas de tu aceite preferido en el agua de la bañera.
  • Si lo prefieres, tienes jabones, cremas, varitas para quemar, velas que ya llevan ese perfume "mágico". Si eliges esta opción, compra estos productos en tiendas de confianza, asegurándote que llevan aceites esenciales puros y naturales.
Temas relacionados  ››