Adriana Lima: así consigue lucir cuerpazo la top de Victoria´s Secret

Adriana Lima no estaba segura de si sería capaz de volver a pisar las pasarelas después de su segundo embarazo, del que finalmente logró recuperarse en solo dos meses. ¿Cómo lo hizo? Te lo contamos.

   03/12/2013 - 9:13 2m 54s
Gtres
Aunque la modelo brasileña es poseedora de uno de los cuerpos más envidiados de la pasarela, Adriana Lima, a quien recientemente pudimos ver desplegar sus alas y presumir de tipazo en el desfile de Victoria´s Secret, dudó si sería capaz de volver a tener la figura que la había lanzado al estrellato.

"No tenía ni idea de lo que iba a pasar con mi cuerpo tras dar a luz y tampoco si sería capaz de volver a tener la figura de antes o cuánto tiempo me llevaría conseguirla. Lo hice lo mejor que pude y afortunadamente desfilé. Fue genial, aunque también una dura experiencia para mí", confesaba la maniquí.

Para poder lucir la sensual ropa íntima que caracteriza el mediático desfile, Adriana Lima tuvo que lleva a cabo un estricto entrenamiento en el gimnasio tan solo tres semanas después de haber traído al mundo a la pequeña Sienna.

Gtres
"Fue el mayor reto de mi vida. Nadie me dijo que lo hiciera, yo lo decidí. Tuve que esforzarme mucho para recuperar mi figura. Mi entrenador vino a Miami para comenzar la rutina de ejercicios, aunque no fue nada fácil encontrar tiempo para entrenar con un recién nacido y una niña de casi tres años. ¡Pero logré hacerlo! Además fui a un médico que me aconsejó comenzar cuanto antes, así que tres semanas después de dar a luz me dije: Vale, tienes que empezar a entrenar de nuevo", aseguró.

Aunque la rutina de ejercicios de Adriana Lima es muy variada, si hay un deporte que destaca sobre todos ellos es el boxeo, por le que siente una auténtica debilidad desde su infancia. "He hecho boxeo desde hace diez años. La primera vez que oí hablar de este deporte fue con 9 años, cuando una amiga de mi madre vino a nuestra casa con sus guantes rojos y pensé: ¡Esto es muy guay! Un día lo probaré", apuntó.

No obstante, fue en Nueva York cuando la modelo practicaría esta disciplina deportiva en la que la concentración y la fuerza se dan la mano. "En Nueva York conocí a Michael y comenzamos a entrenar. El boxeo se convirtió en mi pasión porque soy una persona muy enérgica. Me encantan los retos, la intensidad y también poner a prueba mi mente. Lo creas o no, el boxeo no es solo fuerza física, sino también mental. Cada día aprendes algo nuevo. No es aburrido ni repetitivo y eso es lo que me gusta", confesó.

Sin embargo, aunque Adriana Lima es muy consciente de que debe mantener una excelente forma física dado que su cuerpo es su herramienta de trabajo, no duda en confesar que al igual que el resto de mujeres, es incapaz de resistirse a un dulce y ceder ante ciertos caprichos culinarios: "¡Me encantan las tartas! Sobre todo las de chocolate y coco".