Buscar

El Snorkeling

El Snorkeling
7m 48s

Bajo la superficie del mar se esconde un mundo lleno de vida y color, con animales y plantas de formas variadas e insólitas. Si quieres descubrir su belleza, bastará sumergirte con una máscara de buceo, un snorkel o tubo respirador y un par de aletas para disfrutar explorando el fondo del mar.
Esta actividad, denominada snorkeling, es una fuente de emociones y sorpresas para las más aventureras, con la ventaja de que puede practicarse sin preparación especial.
Además, consigue tonificar y esculpir la musculatura de forma muy eficiente, modelando las zonas críticas y combatiendo la celulitis.

LAS BASES DEL SNORKELING

El snorkeling consiste en nadar o flotar en la superficie observando el fondo del mar y las formas de vida que se hallan en él.

A diferencia de las actividades subacuáticas más complicadas como la inmersión con botella de oxígeno que requieren de una preparación previa, el snorkeling se practica por diversión y es accesible a cualquiera siguiendo algunas sencillas reglas.

Sin embargo, el snorkeling se puede practicar a diferentes niveles, desde una rápida exploración del fondo del mar a los recorridos más complejos, que requerirán mayor preparación física y técnica.

EL EQUIPO

El equipo que necesitas para practicar esta actividad se reduce a unos pocos instrumentos indispensables que harán tu permanencia en el agua menos cansada, confortable y segura.

Lo ideal es que adquieras estos instrumentos en una tienda especializada y que personal experto te asesore convenientemente.

Máscara de buceo

Para crear una cámara de aire que permita ver a través del agua y observar el fondo del mar, la máscara de buceo es básica para llevar a la práctica el snorkeling.
La máscara se mantendrá bien sujeta por una correa que pasa por detrás de la cabeza.

CONSEJOS ÚTILES

Escoge un modelo de tonos claros o transparente para que la luz penetre con más facilidad por los lados, así evitarás una posible sensación de agobio.
La parte que se apoya en la cara debe adaptarse perfectamente a tu fisonomía.
Si tienes problemas de visión, puedes hacerte confeccionar a medida unas gafas con cristales graduados.

El Snorkle

Se trata de un tubo en forma de J, un extremo del mismo quedará fuera del agua, mientras que el otro se introduce en la boca. Te permitirá respirar con toda libertad, inclusive manteniendo la cara bajo el agua.

CONSEJOS ÚTILES

La longitud ideal del tubo es de 25-30 centímetros. Además, la parte curvada debe ser rígida para evitar que si entra agua en el tubo, resulte difícil vaciarla completamente.
La parte del tubo que se introduce en la boca es recomendable que sea de silicona blanda e hipoalergénica.
El tubo debe estar dotado de un gancho especial para ajustarlo a la correa de la máscara de buceo.

Traje de buceo

El uso de un ligero traje de neopreno (unos 3 mm de espesor) es aconsejable en la práctica del snorkeling para aumentar el tiempo de permanencia en el agua sin sentir frío, pues el agua del mar aún en los meses de verano tiene una temperatura muy inferior a la corporal y tras algunos minutos en esta actividad puede sentirse una sensación de frío poco agradable.

CONSEJOS ÚTILES

Se pueden encontrar múltiples modelos, algunos adaptados para los mares más fríos, otros con mangas y perneras cortas para el mediterráneo,  o versiones de lycra muy ligeras que resultan perfectas para las aguas tropicales.

Aletas

Te permitirán moverte en el agua con rapidez y menos esfuerzo, como un pez en el agua.

CONSEJOS ÚTILES

Las aletas no deben quedar muy holgadas ni muy apretadas a fin de evitar roces en los pies en el primer caso y dificultar la circulación en el segundo.
La longitud ideal sería de 40 centímetros y con las palas preferiblemente flexibles.

Guantes de neopreno y linterna

Cuando la temperatura del agua es muy fría se recomienda utilizar guantes de neopreno.
Si piensas realizar excursiones nocturnas o iluminar restos arqueológicos, la linterna resulta necesaria.

Nota
Para que tu equipo se conserve en perfecto estado, lávalo cuidadosamente en agua dulce tras cada salida al mar y déjalo secar a la sombra.

BENEFICIOS

El snorkeling consigue tonificar y ejercer un efecto reafirmante en todos los músculos del cuerpo, especialmente se esculpirán piernas y nalgas, ya que están implicadas en el movimiento al nadar con las aletas.
Además, el masaje hídrico estimula la microcirculación, favorece la regeneración celular, mejora el aspecto de la epidermis y modela las zonas más conflictivas, combatiendo la celulitis.

CONSEJOS PREVIOS PARA COMENZAR

Un acondicionamiento físico previo a la práctica de este deporte es aconsejable para evitar contracturas o calambres, sobre todo si tu condición física no es demasiado buena o si te inicias en esta práctica.

  • Sube y baja las escaleras a pie para hacer trabajar las pantorrillas de forma similar a cuando se nada con las aletas y realiza algunos estiramientos para prevenir contracturas musculares.
  • Comprueba que las aletas son de la medida adecuada probándolas cerca de la orilla.
  • Aprende a colocar la máscara de buceo correctamente y a vaciarla del agua que puede entrar en su interior levantando el borde inferior de la cara (con la cabeza fuera del agua).
  • Acostúmbrate a respirar de forma natural y relajada a través del snorkle y a vaciarlo si se llena de agua, soplando con fuerza (siempre fuera del agua) o sacando el extremo inferior de la boca durante un momento.

SIN RIESGOS

Aunque el snorkeling es una actividad que no entraña riesgos, evitarás sorpresas si tienes en cuenta algunas normas básicas.

1. No te alejes en solitario, es conveniente que otra persona te acompañe para que en caso de necesidad (un desafortunado calambre o una indisposición ligera), uno de los dos pueda pedir ayuda.

2. Para los trayectos largos se recomienda llevar consigo el chaleco salvavidas inflable o una tabla flotante. De ese modo en caso de cansancio se conseguirá nadar con menos esfuerzo e incluso parar para descansar.

3. A fin de evitar indisposiciones, no entres en el agua si no han transcurrido al menos 2-3 horas desde la última comida, máxime si ha sido copiosa.

4. Tampoco debes zambullirte en el agua fría inmediatamente después de haber tomado el sol durante largo rato.

5. Si no vas a utilizar traje de buceo, aplícate de forma abundante protector solar resistente al agua en todo el cuerpo. Las nuevas fórmulas en gel resistentes al agua contienen activos antiresbalantes que permiten una buena adhesión a los instrumentos apenas un minuto después de su aplicación, ideales para practicar deporte.

6. En el caso de que no te sientas segura, siempre puedes recurrir a los consejos de un experto o un instructor de centros de submarinismo, que además podrá servirte de guía para apreciar los ambientes, formas de vida y belleza natural que existe bajo el agua.