Los alimentos que deprimen, aumentan la ansiedad ¡y engordan!

La dieta influye en la manera en que te sientes, pues ciertos nutrientes pueden estimular o frenar la producción de serotonina, sustancia que a niveles bajos es responsable de la falta de energía, la ansiedad, el deseo por alimentos dulces y carbohidratos o la depresión. Descubre los alimentos que deprimen y evítalos en la dieta diaria para recuperar tu equilibrio físico y mental.

   03/11/2014 - 9:37 3m 2s
Eneldo Catering
La depresión es una enfermedad que afecta a más de 350 millones de personas en el mundo de manera leve en muchos casos, aunque en otros muy severa. El otoño es una etapa complicada a nivel mental, pudiendo llegar a causar decaimiento y falta de energía que puede afectar en mayor o menor medida a la realización de las tareas diarias, mermando la calidad de vida.

La dieta influye en la manera en que te sientes, pues aunque el cuerpo humano produce serotonina por sí mismo, la producción natural de ésta puede ser estimulada o frenada por ciertos nutrientes. Desde Eneldo Catering, expertos en nutrición y alimentación, nos presentan una lista de alimentos que favorecen la depresión, los cuales, curiosamente también favorecen el exceso de peso, a fin de evitarlos en la dieta diaria.

Edulcorantes artificiales

Todos los endulzantes artificiales producen depresión del sistema nervioso, así lo aseguran estudios y especialistas estadounidenses. Rachel Fiske, consultora certificada de nutrición en San Francisco, afirma que el aspartamo (edulcorante) frena la producción de serotonina y dopamina, lo cual podría ser causa de depresión y ataques de ansiedad.
Eneldo Catering

Alimentos procesados

Investigadores de Gran Bretaña publicaron que este tipo de comidas aumentan el riesgo de desarrollar depresión, ya que contienen sustancias químicas nocivas que favorecen la aparición de enfermedades cardiovasculares e inflamación. Entre los alimentos a evitar están las carnes, embutidos, chocolatinas y postres azucarados.

Fritos

Gtres
Stephanie Fulton, del Hospital Universitario de Montreal asegura que los alimentos ricos en grasa saturada contribuyen a desarrollar conductas depresivas, por las reacciones químicas que se producen en el cerebro. La Universidad Navarra confirma sus conclusiones, ya que en exceso aumentan la producción de determinadas moléculas como la citonina, la cual puede reducir la producción de serotonina. En este sentido, resulta esencial conocer qué tipo de grasas son saludables.

Lácteos enteros

Las universidades de Navarra y Las Palmas de Gran Canaria han relacionado el consumo de grasas “trans” y saturadas con el desarrollo de depresión. Mejor, elige lácteos desnatados o bajos en grasa.

Cereales refinados

El consumo de harinas refinadas y cereales refinados y azucarados, aumentan las posibilidades de sufrir depresión. Apúntate al pan integral y los cereales enteros como la avena, cargada de nutrientes, ideal para reducir el colesterol, adelgazar y evitar el estreñimiento, entre un sinfín de beneficios.

Refrescos

Los dulces y los refrescos con gas pueden proporcionarnos alivio a corto plazo, pero no son una manera eficaz de combatir el estrés. Un estudio del Instituto Nacional de la Salud afirma que consumir más de un litro de estas bebidas al día provoca depresión y si éstas son dietéticas y de sabores las probabilidades aumentan.
Gtres

Alcohol

Su abuso por un tiempo prolongado desencadena depresión, ya que interfiere en receptores del sistema nervioso, aunque aún no se determinan los mecanismos asociados a esta reacción, confirma un estudio publicado en la revista Archives of General Psychiatry.
Temas relacionados  ››  
Te puede interesar