Buscar

Recetas de smoothies ¡los batidos de fruta de moda!

Todo el mundo habla de ellos y no es para menos, los smoothies son una verdadera delicia, tan refrescante, nutritiva y cremosa que te dejará con ganas de repetir. Descubre cómo puedes prepararlos y ficha las recetas que te proponemos para disfrutar de un autentico smoothie delicioso y natural.

3m 40s
Smoothies Ö!MYGOOD
Es una de las maneras más saludables y ricas al paladar de tomar algo fresco y delicioso esta primavera-verano. Como postre, merienda perfecta para chavales, "chupito" en una reunión de amigos, o tentempié de media mañana (o media noche) los smoothies son batidos de frutas y hortalizas con mil combinaciones posibles y siempre con una textura irresistible, ultra suave y esponjosa que hace que quien los prueba, los tome de principio a fin. Celebrities como Alessandra Ambrosio o Britney Spears se han vuelto adictas a estos deliciosos y sanos batidos.

Prepararlos es muy sencillo, solo necesitas elegir tus ingredientes favoritos: piña, fresas, plátano, mango, zanahorias, espinacas... y mezclarlos de forma acertada con algún lácteo (leche y/o yogur) y sin que falte tu toque especial: azúcar, menta, miel, semillas, especias, sirope...

Como herramientas, te harán falta: una batidora, mejor de vaso pero no imprescindible, un exprimidor (si piensas añadir zumos de cítricos) y un pelador rascador en caso de querer incluir alguna hortaliza.

El secreto de un buen smoothie radica en combinar de forma acertada los ingredientes para conseguir el sabor que deseas (más o menos dulce, exótico o incluso ácido) y añadir la leche, yogur, agua o hielo justos para obtener esa textura característica que los hace irresistibles (ni totalmente líquidos ni demasiado espesos).

Algunas ideas para todos los gustos:

Smoothie de melón y pepino

En batidora, mezcla los trozos de dos-tres rodajas de melón con medio pepino (1 si es pequeño). Añade el zumo de media lima y una cucharadita de azúcar (mejor moreno). Para dar consistencia, incorpora 1 yogur natural estilo griego. Bate 2-3 minutos a velocidad media/alta y deja reposar en nevera media hora. Si quieres disfrutar de una bebida refrescante y cuidar tu silueta éste es tu smoothie.

Smoothie de frutos rojos

Smoothies de frutos rojos - Gtres
Combina frutos variados, por ejemplo: 100 gramos de fresas, moras, arándanos... con el zumo de una naranja y medio vaso de leche entera. Incorpora un poco de hielo picado y bate a velocidad alta. Puedes colar el resultado si no quieres notar las semillas, aunque es preferible tomarlo con toda la pulpa y pepitas. Adorna tu smoothie con algunos frutos rojos en la superficie y si eres de las más golosas, añade un chorretón de sirope de fresa ¡buenísimo!

Smoothie de plátano y nueces

Mezcla en batidora un plátano maduro con el zumo de media naranja, el zumo de medio limón y medio vaso de leche entera. Bate 2-3 minutos. Espolvorea la mezcla con canela en polvo y adorna con unas nueces picadas.

Smoothie "verde"

Smoothie verde - Ö!MYGOOD
Si te va lo vegetal, este es tu smoothie. Además, es una solución natural contra el estreñimiento dada su riqueza en fibra y apto para veganos. Lava cuidadosamente 100 gramos de espinacas y bátelas junto a dos rodajas de piña natural troceada (retira la parte central más dura), medio aguacate y 50 gramos de tofu. Para que el smoothie no resulte demasiado espeso, añade, también, unas cucharadas de hielo picado. ¡Disfruta mientras te cuidas!

Smoothie de kiwi, pera y plátano

Pon en la batidora 2 vasos de leche, 1 plátano maduro, 1/2 pera y 1 kiwi. Mezcla hasta conseguir una textura fina. Añade un chorretón de miel y deja reposar en nevera. Si eres de las más golosas puedes tomarlo incorporando un poco de nata montada en el momento de servirlo.

Smoothie de mango y melocotón

Mezcla la pulpa de 1 mango y la de 1 melocotón junto con 1 yogur tipo griego y 3 cucharadas grandes de leche condensada (si te gusta más ligero puedes añadir un poco de hielo picado). Bate y adorna con unas hojas de menta.
Temas relacionados  ››