Buscar

Cómo planchar en menos tiempo y mejor

Toma nota de estos sencillos trucos y consejos para conseguir planchar mejor, en menos tiempo y con menos esfuerzo.

4m 21s
Gtres

Planchar es una de las tareas domésticas más tediosas y menos agradecidas, por lo que no es raro que enfrentarse al temido "día de plancha" se posponga en numerosas ocasiones o incluso, se decida por planchar minutos antes aquella prenda que se piensa lucir inmediatamente después. Si es tu caso, ficha estos sencillos y prácticos trucos para planchar en menos tiempo y mejor:

Tejidos de fácil planchado

Procura elegir ropa de tejidos que no necesiten mucho planchado. Si tienes prendas de un tejido que tiende a arrugarse con mirarlo, un buen ejemplo es el lino, plánchalas aún húmedas, no solo conseguirás que queden perfectas con más facilidad, sino que aguantarán planchadas más tiempo.

Además, para un planchado perfecto, llena con agua y alcohol a partes iguales un envase con pulverizador y atomiza la prenda antes de pasar la plancha.

¡Fuera arrugas!

El uso de suavizante ayuda a disminuir las arrugas, reduciendo un 10-15% el tiempo de planchado. Si utilizas secadora, no aprietes la ropa y sácala cuando aún está algo húmeda. Además, si quieres que la tarea de planchar te resulte más rápida y efectiva, solo tendrás que pasar un hielo por la prenda antes de plancharla. Verás como las arrugas desaparecerán en el planchado con más rapidez y eficacia.

Para eliminar por completo las arrugas más resistentes que tengan algunas de tus prendas, el papel de aluminio es tu mejor aliado. Coge un trozo y colócalo sobre la tabla de planchar. Pon encima la prenda y, sobre ella, un paño humedecido en agua con una gota de amoníaco. A continuación, pasa la plancha. Las arrugas desaparecerán.

¡Adiós brillos!

Además, si al planchar la ropa han quedado brillos en algunas de tus prendas, podrás eliminarlos humedeciendo la zona con vinagre caliente y frotando después con un paño húmedo.

A veces en algunos pantalones quedan brillos después de plancharlos. Para evitar estas indeseables marcas, plánchalos poniendo papel de periódico sobre la prenda.

Las prendas de nailon y también las de poliéster pueden presentar brillos si no se planchan adecuadamente. Plánchalas del revés y a baja temperatura. Quedarán perfectas.

Tender la ropa, todo un arte

Dedica unos minutos a estirar bien las prendas antes de tenderlas y coloca pinzas en sitios poco visibles: ahorrarás tiempo de plancha.

Además, cuando laves tus visillos, cuélgalos en su lugar cuando todavía estén húmedos. Si lo haces así las arrugas desaparecerán y te ahorrarás tener que plancharlos.

Planchado rápido

Gtres

Si planchas primero los tejidos que necesitan menos calor, no tendrás que esperar a que se enfríe la plancha entre prenda y prenda. Una estrategia muy práctica que ahorra tiempo.

Plancha limpia

Limpia con frecuencia el depósito para retirar la cal, según las instrucciones de tu plancha. Así alargarás la vida de este pequeño electrodoméstico y evitarás restos en las prendas.

Para evitar que en el interior de tu plancha de vapor se formen incrustaciones calcáreas, realiza la siguiente operación con frecuencia:

  • Llena la plancha con una medida de vinagre mezclado con sal, deja que salga el vapor durante unos minutos y a continuación se vacía. Aumentarás la vida de tu plancha en gran medida.

Aprovecha la misma mezcla para limpiar la plancha frotándola suavemente con una esponja humedecida en la solución. Conseguirás, además de una perfecta limpieza, que vuelva a deslizarse tan suavemente como lo hacía el primer día de uso.

Suela de la plancha ¡como nueva!

Para eliminar restos de la suela de la plancha, usa un paño húmedo de algodón, en frío. Algunos fabricantes recomiendan planchar un trapo de lino empapado en vinagre para que quede reluciente.

Otro truco para limpiar eficazmente la base de la plancha y conseguir que se deslice como recién comprada, consiste en enchufarla y esperar a que se caliente. Después, pásala sobre una cartulina en la que hayas espolvoreado abundante sal común.

Y además...

  1. Plancharás con mayor rapidez si pones doble relleno en la tabla de planchar en lugar de uno sencillo. La plancha resbalará más fácilmente sobre una almohadilla más gruesa y las telas tendrán un acabado mucho más suave.
  2. Es mejor planchar algunas telas sintéticas sobre papel de estraza grueso: pon el papel sobre la tabla de planchado prendiéndolo a la misma en los bordes inferiores de la cubierta con alfileres. Otra opción es pegarlo con tiras grandes y largas de esparadrapo.
  3. Seguro que en más de una ocasión has descubierto que tu blusa bordada favorita ya no resalta como antes y sus bordados están aplastados y deslucidos. La solución para que estos bordados luzcan como al principio es plancharlos primero por el derecho y después por el revés.
  4. Si pones unas gotitas de agua de colonia suave en el depósito de agua de la plancha, perfumarás tu ropa.