Buscar

Cómo preparar la ensalada perfecta

Sanas, ligeras y refrescantes, las ensaladas son el plato estrella del verano. Descubre las claves para construir la ensalada perfecta.

2m 9s
Restaurante Montes de Galicia
Cuando las temperaturas son sofocantes, las ensaladas se convierten en protagonistas, son la opción perfecta para hidratar, nutrir y combatir el calor de forma sana, ligera y deliciosa.

Pero como cualquier plato, una ensalada completa que pueda hacer las veces de plato único sin echar nada de menos, no es tan sencillo como parece. El chef Jorge Vico nos da las claves para construir lo que podría llamarse la ensalada perfecta.

“Para que una ensalada esté verdaderamente buena tiene que cumplir un requisito fundamental: variedad. Una ensalada que sólo lleve uno o dos ingredientes, ya sea lechuga, tomate, col, rúcula… como muchas veces acostumbramos, es un plato plano, aburrido y monótono, que no entra ni por los ojos ni por el paladar”, advierte Jorge Vico.

Las claves de la ensalada perfecta

Muchos chefs consideran que una ensalada completa debe llevar al menos uno de cada uno de estos grupos de ingredientes:

Agencias
Vegetales y hortalizas: la lechuga y el tomate son los más habituales, pero las espinacas, la rúcula o los germinados de brócoli, fenogreco, alfalfa o soja están ganando cada vez más protagonismo.

Proteína: las de toda la vida como el atún, el queso o el huevo suelen combinar muy bien con las hortalizas, pero el pollo asado o el pato son muy buenas opciones también, al igual que el tofu.

Algo crujiente: un elemento crujiente del tipo de los croutons, los frutos secos como nueces, pipas de calabaza, piñones o algunas semillas como el lino dorado o el sésamo, es indispensable.

Un extra: hierbas frescas (albahaca, cilantro, cebollino…) sumadas a legumbres (guisantes, judías, garbanzos) o bien alguna fruta (granada, piña, manzana) aportarán el contrapunto diferente que haga única la ensalada.

Con los elementos anteriores se podrá construir el plato estrella del verano que, además de fresco y ligero, es muy sano, digestivo y perfecto para combatir el calor. Además, las ensaladas nos ayudan a proteger la piel gracias al betacaroteno que contienen las hortalizas, un precursor de la vitamina A que permite mejorar y favorecer el bronceado, proteger la piel del sol y reducir los efectos de los radicales libres.
Temas relacionados  ››