Buscar

Recetas dulces típicas y tradicionales de Semana Santa paso a paso

Toda una tentación y un auténtico placer al que no podrás resistirte. Ficha las recetas típicas de la festividad de Semana Santa que te proponemos. Buñuelos de calabaza, pestiños, rosquillas, leche frita, soplillos y torrijas, harán las delicias de tus invitados. ¡Ficha nuestra selección y date un capricho!

8m 38s
Gtres

Cada fiesta nos da la oportunidad de disfrutar de un dulce, a cada cual más delicioso, y se acerca una época del año muy especial en la que se combinan tradiciones, ocio, descanso, devoción… y en la que también la repostería cobra protagonismo con recetas populares, de fácil elaboración e ingredientes sencillos (y económicos).

Las tradiciones religiosas y los cambios de estación marcan, normalmente, los ingredientes, pero en todos los casos se trata de recetas de una zona rural transmitidas de generación en generación, cuyas fórmulas sabrosas con ingredientes sencillos hunden sus raíces en tiempos ancestrales y se apoyan en secretos y trucos de repostería tradicionales.

Cada región tiene su especialidad, pero entre las más habituales destacan las torrijas, los pestiños, las rosquillas o la leche frita, sin olvidar las típicas monas propias de la zona de Levante o las de chocolate originarias de Cataluña. Las pastelerías se llenan con una irresistible oferta de dulces propios de Semana Santa, pero si te animas puedes ponerte manos a la obra y hacer tú misma algunos de ellos. Si, además, te metes "en harina" con los más pequeños podéis pasar un rato delicioso en todos los sentidos.

No te pierdas estas deliciosas recetas paso a paso, que dejarán con un dulce sabor de boca a tus invitados. ¡Toma nota!

Torrijas

Todo un clásico que no pasa de moda. El dulce más típico y conocido, imprescindible en estas fechas. Puedes hacerlas de leche o de vino. En ambos casos necesitarás un pan de torrijas o una barra normal, del día anterior (que esté algo dura).

Torrijas - Fotolia

Ingredientes que necesitas:

  • 12 rebanadas de pan (gruesas)
  • 1 litro de leche
  • 100 gramos de azúcar
  • 1 ramita de canela
  • 2 huevos batidos
  • Aceite para freír
  • Azúcar y canela en polvo para espolvorear

Elaboración paso a paso:

  1. Poner la leche con el azúcar y la rama de canela a calentar hasta que el azúcar esté totalmente disuelto.
  2. Colocar las rebanadas de pan en una fuente honda y verter la leche templada sobre ellas, empapando bien cada una de las rebanadas (insiste en los bordes del pan para que la torrija no quede con zonas duras y secas). Deja reposar el pan en la leche un mínimo de media hora, aunque lo ideal son dos horas.
  3. Transcurrido el tiempo de reposo, pasa cada torrija por los huevos batidos y fríe en abundante aceite de oliva bien caliente, pero sin que llegue a humear. En unos minutos por ambas caras estarán hechas. Deja que escurran en papel absorbente y, seguidamente, espolvoréalas con un poco de azúcar y canela en polvo.
  • Si quieres hacer las torrijas de miel, una vez fritas, deslíe a fuego lento un vaso de miel en un poco de agua y pasa las torrijas por este delicioso almíbar. Finalmente, coloca las torrijas en una fuente y espolvorea con canela en polvo. ¡Una delicia!
  • Si quieres hacerlas de vino, la técnica es la misma, pero tendrás que empaparlas en vez de en leche, en vino (rebájalo con un poco de agua o leche para evitar que queden demasiado fuertes).
  • Otra posibilidad, es hacerlas con almíbar (más jugosas). En este caso, mójalas en menos cantidad de leche (½ litro), y, una vez fritas, rocíalas con el almíbar (puedes hacerlo hirviendo ½ litro de agua, un vaso de vino blanco, 3 cucharadas soperas de azúcar y la cáscara de medio limón).

Pestiños

Deliciosos bañados en miel.

Pestiños - Fotolia

Ingredientes que necesitas:

  • ½ kilo de harina (mejor que al menos la mitad sea harina de repostería)
  • 1 corteza de naranja (hay quien prefiere limón)
  • 1 cucharadita de anís en grano o ajonjolí
  • ¼ litro de aceite de girasol
  • ¼ litro de vino blanco
  • 1 pellizco de sal
  • Miel

Elaboración paso a paso:

  1. Fríe el aceite con la cáscara de naranja o limón. Retira del fuego, quita la cáscara y añade el anís (no debe quemarse).
  2. A continuación, mezcla en un bol todos los ingredientes: el aceite templado con o sin los granos de anís (como prefieras), el vino y la harina con un pellizco de sal. Añade la harina poco a poco hasta formar una masa compacta que no se pegue a las manos.
  3. Estira la masa en una superficie enharinada con ayuda de un rodillo. Deja reposar media hora y procede a cortarla en forma de cuadrados o rombos. Une dos esquinas de cada figura para obtener la típica forma de los pestiños y fríelas en abundante aceite (con las puntas dobladas primero hacia abajo para que no se despeguen). En unos minutos por ambos lados estarán hechos.
  4. Puedes espolvorearlos con azúcar y canela o recubrirlos con miel templada (rebajada con un poco de agua para hacerla más líquida).

Rosquillas

Apetecibles en cualquier momento. ¡Volarán!

Rosquillas - Gtres

Ingredientes que necesitas:

  • 4 huevos
  • ½ vaso de anís (100 ml)
  • ½ vaso de aceite de girasol
  • Ralladura de cáscara de ½ limón
  • 80 gramos de azúcar
  • ½ kilo de harina
  • Aceite para freír
  • Azúcar glass para adornar

Elaboración paso a paso:

  1. La masa de las rosquillas se hace batiendo primero las claras de los huevos a punto de nieve y añadiéndoles a continuación las yemas, el aceite, el anís, la ralladura de limón y el azúcar.
  2. Cuando todos los ingredientes estén bien mezclados, incorpora, poco a poco, la harina hasta formar una masa blanda pero compacta y que no se pegue al recipiente ni a tus dedos.
  3. A continuación, con tus manos secas y ligeramente enharinadas, haz las rosquillas tomando una porción de la mezcla y formando una bolita. Aplástala un poco, haciendo además un orificio en el centro. Ya están preparadas para freír en abundante aceite (mejor de girasol).
  4. Colócalas sobre papel absorbente y espolvorea con azúcar glass.

Leche frita

Muy fácil y riquísima.

Leche frita - Fotolia

Ingredientes que necesitas:

  • 1 litro de leche
  • 150 gramos de harina (mejor mitad harina, mitad maicena)
  • 120 gramos de azúcar
  • 1 palito de canela
  • ½ corteza de limón (optativo)
  • Aceite para freír
  • Harina y huevo batido para rebozar
  • Azúcar y canela en polvo para espolvorear

Elaboración paso a paso:

  1. Disuelve la harina en un poco de leche (un vaso) y pon el resto a hervir con la ramita de canela, la corteza de limón y el azúcar. Cuando dé un primer hervor, retira del fuego y quita la cáscara y la canela.
  2. Vuelve a calentar la leche añadiendo la harina diluida, removiendo la mezcla de forma constante hasta que espese y tome su característico color dorado. Cuando tenga la consistencia adecuada (al remover tienes que poder ver el fondo del caldero), vierte la leche en un molde bajo para que se enfríe.
  3. Una vez fría, córtala en cuadraditos, pasando cada uno de ellos por harina y huevo batido antes de freírlos. Retira el exceso de aceite con papel absorbente y espolvorea cada porción con un poco de azúcar y canela en polvo.

Buñuelos de calabaza

Esponjosos y muy jugosos, los buñuelos de calabaza harán disfrutar a grandes y pequeños.

Buñuelos de calabaza - Gtres

Ingredientes que necesitas:

  • 500 gramos de harina
  • 500 gramos de calabaza limpia
  • Un trozo de levadura
  • Aceite y azúcar

Elaboración paso a paso:

  1. Poner a hervir la calabaza. Cuando esté blanda la ponemos en un plato y la chafamos con un tenedor.
  2. Colocamos la calabaza en un bol, añadimos la harina y la levadura disuelta en un poco de agua. Mezclamos bien y dejamos reposar hasta que fermente aumentando de tamaño.
  3. Calentamos abundante aceite en una sartén y echamos la masa dándole forma de aro.
  4. Servir los buñuelos espolvoreados con azúcar al gusto.

Soplillos

Tradición y sabor en esta consistente receta, ideal para disfrutar en torno a la mesa en compañía de una infusión o un vino dulce.

Soplillos

Ingredientes que necesitas:

  • 1 litro de leche
  • 3 cucharadas de flor de almidón o harina flor de trigo (en caso de no localizar el producto, puede sustituirse por maicena)
  • 8 cucharadas de azúcar
  • 12 huevos
  • Láminas de bizcocho
  • 1 cáscara de limón
  • Canela en rama
  • Canela molida

Elaboración paso a paso:

  1. Separamos las claras de las yemas. Disolvemos las tres cucharadas de flor de almidón en medio litro de leche. Una vez ligado ponemos esa mezcla en un cazo junto al medio litro de leche restante, la corteza de limón y la canela en rama. Incorporamos las yemas y el azúcar para hacer la sopada. Cocemos unos 20 minutos a fuego lento sin dejar de remover.
  2. Colocamos en un recipiente hondo las láminas de bizcocho, añadiendo la sopada por encima.
  3. Finalmente cubrimos con las claras montadas a punto de nieve y horneamos hasta que el merengue tome un bonito color dorado.

¿Te has quedado con ganas de más? Entonces no te puedes perder estas recetas para Semana Santa bajas en calorías, ideales para toda la familia. Una forma perfecta de equilibrar tu dieta después de disfrutar con caprichos tan dulces y contundentes.

Temas relacionados  ››