Buscar
Filtros
En qué categoría buscar
  
Buscar en:
Marca donde deseas buscar el texto o palabras clave que hayas introducido, si no marcas nada se buscará en toda la receta
En el Título
En los Ingredientes
En la Elaboración

Copa de mousse helada de manzana

Por
MujerdeElite
   (3) / 1 Votos
Categoría Postres y Panes
Copa de mousse helada de manzana

Ingredientes » Calculadora de Calorías

4 manzanas Golden
500 gramos de nata vegetal para montar
125 gramos de yogur natural desnatado
100 gramos de azúcar de caña
100 gramos de agua
3 gramos de algas Agar Agar

Para el sirope:

1 litro de agua
150 gramos de azúcar
El zumo de un limón

Cómo hacer copa de mousse helada de manzana paso a paso

En primer lugar, hay que elaborar el sirope, ya que posteriormente servirá para evitar la oxidación de las manzanas. Calentar el agua con el azúcar sin que llegue a hervir, mezclar hasta que se disuelva todo y, a continuación, añadir el limón. Después, dejar enfriar.

Con el sirope ya frío, lavar las manzanas y cortarlas por la mitad, en horizontal, de tal forma que finalmente se obtengan diez mitades iguales. Con la ayuda de un cuchillo pequeño de cocina o una cucharita, vaciar el interior de cada mitad (con cuidado de no romper la estructura ni dañar la piel). Una vez que estas originales “cestas o boles” naturales de manzana estén hechos, sumergirlos en el sirope de limón, para que no se oxiden.

De la pulpa de manzana que hemos vaciado, quitar la parte del corazón con las semillas. El resto, meterlo en una cazuela, añadir el agua y las algas Agar-Agar. Llevarlo a ebullición durante unos segundos, sin parar de remover. Retirarlo del fuego, y triturarlo al máximo con la batidora. Después, dejar que se enfríe a temperatura ambiente.

Una vez que se ha obtenido una especie de compota consistente y fría, retirar 200 gramos y añadirles el yogur, el azúcar de caña y la nata vegetal. Con la ayuda de unas varillas eléctricas, batir toda la mezcla y montar esta mousse de manzana hasta que se obtenga una textura cremosa.

Rellenar las “copas” de manzana con la mousse utilizando una manga pastelera. Meter cada una de ellas en el congelador una hora antes de servirlas para que estén frías y apetecibles. Y por último, el toque maestro: adornarlas con virutas de chocolate, trocitos de almendras o lo que se quiera. Nadie se resistirá a probarlo y disfrutarlo.
Fuente: Marco Salmi - Marlene®
Valora:

MÁS RECETAS QUE TE PUEDEN INTERESAR